Del Olmo propondrá en el próximo pleno una estrategia para crear en Valladolid una red de mercados municipales del siglo XXI

Desde los años 70 del pasado siglo, los mercados municipales de abastos han venido atravesando distintas crisis como consecuencia de la aparición de los hipermercados, los cambios sociales en el consumo, los cambios culturales y otra serie de circunstancias que hacen necesaria y urgente una estrategia para su modernización y dinamización.

En el último trimestre de este año, los concejales del Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Valladolid han visitado los cinco mercados municipales (El Val, La Marquesina de plaza de España, Rondilla, Delicias y El Campillo) para conocer de primera mano su situación, sus necesidades, sus proyectos, sus anhelos y sus demandas.

En la actualidad, existen en Valladolid cinco mercados municipales que cuentan con un total de 196 puestos. De estos, 156 están ocupados, es decir, hay 40 vacantes, lo que supone el 20,4 % del total. Los mercados de Rondilla y Delicias tienen la tasa de ocupación más baja (56 % y 54 % respectivamente), mientras que La Marquesina tiene una ocupación del 100 % y es el único al aire libre.

Sobre este asunto, el Ayuntamiento de Valladolid, a través de la concejala del área, viene anunciando un plan que ni siquiera ha sometido a la obligación legal de la consulta previa. Lo único que en este momento está en marcha es la revisión de la Ordenanza de Mercados Municipales.

Ante esta situación, y como ya anunció en su Twitter la semana pasada, esta mañana, la presidenta del Grupo Municipal Popular, Pilar del Olmo, ha presentado en rueda de prensa la ‘Estrategia para una Red de Mercados Municipales de segunda generación para el siglo XXI’ que cuenta con dos objetivos generales, cinco específicos, cinco programas y 60 actividades y que se elevará en formato de moción en el pleno ordinario del 14 de enero.

Objetivos de la estrategia

Del Olmo ha explicado que este plan cuenta con dos objetivos principales, “por un lado, conseguir una red de mercados municipales excelentes, que sean referentes en comercio alimentario y para la cohesión social de los barrios, así como un modelo de dinamización económica y, por otro, dar respuesta a los retos de modernización e innovación a los que se enfrentan, sin perder la autenticidad, la tradición, su proximidad, cercanía y trato personalizado”.

Entre los objetivos específicos de esta estrategia, la presidenta de los populares en el Ayuntamiento de Valladolid ha destacado que “la modernización y revitalización de los mercados municipales debe ser objeto de especial interés en las políticas municipales, ya que los cambios sociales, económicos y culturales han traído consigo nuevas fórmulas de organización y gestión que nos permiten adaptarnos a los mismos y que hacen necesaria una buena planificación estratégica que marque los objetivos a conseguir”.

Crear una marca de calidad, incrementar los usuarios-clientes, captar comerciantes y la fidelización de clientes son los otros fines que persigue el plan presentado hoy por los populares y para alcanzarlos “hemos diseñado cinco programas de los cuales cuelgan 60 actividades”, ha puntualizado Del Olmo.

Programas y actividades

Los programas que incluye el plan se dividen en modernización, dinamización, sostenibilidad, formación y financiación.

Para lograr la modernización de los mercados municipales de Valladolid, la moción que presentarán los concejales del Grupo Popular en el próximo pleno propone, entre otros puntos, desarrollar un único portal de mercados de abastos municipales y una aplicación que integre el proceso de compra; desarrollar una estrategia de promoción digital conjunta, con presencia en las diferentes redes sociales; flexibilizar los horarios de apertura para que se adapten a la demanda actual sin necesidad de que suponga un incremento en los horarios de apertura globales; dotar a los mercados que no las tengan de consignas en frío y conservación y mejorar las existentes; crear una red de servicio de reparto a domicilio; promover espacios con comida preparada para llevar y espacios donde poder comer; buscar alternativas a los espacios sin uso o dotar de actividades complementarias a los mercados, como puede ser zona de restauración, sala de exposiciones, multiusos, guardería, ludoteca, coworking, etc.; proveer los mercados de red wifi; diferenciar claramente el acceso de mercancías del acceso de clientes.

Impulsar la participación de los mercados municipales de Valladolid en la campaña que promueve Mercasa, impulsada por la Unión Mundial de Mercados Mayoristas y Minoristas, bajo el eslogan ‘Love your local Market’ (‘Me gusta mi Mercado’), es una de las propuestas que la presidenta del Grupo Popular en el Ayuntamiento ha presentado para dinamizar los mercados municipales. En este sentido, también ha explicado que deberán ponerse en marcha acciones que permitan aprovechar los mercados como recurso turístico; replicar la zona naranja en las zonas aledañas de los mercados municipales; potenciar la relación mercado-comercio de proximidad; promover acuerdos con los aparcamientos de la zona con el objeto de que se bonifique al usuario de mercados; crear una plataforma informativa para la convocatoria de puestos vacantes; llevar a cabo acciones de fidelización, promoción y publicidad; poner en marcha las denominadas ‘Ruleta de los mercados’, sorteos de carácter trimestral de productos de venta en los propios mercados; o celebrar dos veces al año, una noche de sábado de música, ocio y sabor en los mercados.

Dentro del programa de sostenibilidad se enmarca la acción de generar programas que fomenten la inversión en ahorro energético, permitiendo, por ejemplo, el cambio de los sistemas de iluminación convencional a sistemas led y la eliminación sostenible de residuos. Visibilizar y fomentar la lucha contra el desperdicio alimentario; implementar el sistema sostenible de reparto; liderar la distribución alimentaria de producto fresco; priorizar la eliminación de plásticos; mejorar el transporte público revisando las líneas de autobús para asegurar una conexión óptima de los mercados y una mejor accesibilidad o proveer de puntos de recarga de vehículo eléctrico son algunas de las medidas que buscan la sostenibilidad del plan estratégico de los populares.

La moción que presentará el Grupo Popular también incluye medidas relacionadas con la formación, entre las que se encuentra poner en marcha programas de formación continua presencial y digital dirigidos a los comerciantes.

Para apoyar la financiación, la iniciativa del Partido Popular propone abrir una línea de subvenciones municipales para los mercados; acceder a la convocatoria del Ministerio de Industria, Comercio y Turismo para la rehabilitación integral e incorporación de soluciones tecnológicas en mercados municipales, en cuya convocatoria del 21 de marzo de 2019 el Ayuntamiento de Valladolid no ha concurrido; acceder a fondos europeos y alcanzar acuerdos con la Junta de Castilla y León para la financiación de iniciativas que vayan desde la rehabilitación de estructura hasta plataformas digitales, entre otras.

Área de seguimiento evaluación y control

En su comparecencia, Pilar del Olmo ha anunciado que “para el adecuado seguimiento de esta estrategia hemos diseñado un área de seguimiento, evaluación y control que consistirá en crear una comisión de evaluación y seguimiento, donde estén representados los comerciantes y los responsables políticos del Ayuntamiento; generar  indicadores de actividad y resultados para una correcta evaluación; realizar una evaluación anual del grado de cumplimiento de los objetivos previstos y establecer un programa de mejora continuada horizonte 2030”.

Del Olmo ha informado de que el Grupo Popular se reunirá mañana con los responsables de todos los mercados con el objetivo de entregarles este documento, “que está abierto a aportaciones, las cuales recibiremos hasta el 10 de enero para poder incorporarlas a la moción que se presentará en el pleno del 14 de enero”, ha matizado.

Lo que pretenden los populares con la estrategia presentada esta mañana es adaptar los mercados municipales a los usos, costumbres y cultura de los nuevos perfiles de los consumidores del siglo XXI, que los mercados sean atractivos para los jóvenes comerciantes y para los jóvenes usuarios y que la modernización e innovación que necesitan no les haga perder su tradición de proximidad, cercanía y trato personalizado.

Del Olmo ha insistido en que hay que “buscar alternativas que dinamicen los mercados con un mejor aprovechamiento de los espacios disponibles y en colaboración con el comercio de proximidad de la zona y que los mercados contribuyan a la dinamización de los barrios”.

“El Gobierno municipal es mal gestor, gasta mal el dinero de todos y, además, le faltan ideas políticas para sacar a Valladolid de su atonía. Nuestra intención es tan sencilla como darles ideas para un mejor futuro de Valladolid”, ha concluido la presidenta del Grupo Municipal Popular.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *