RECUPERAREMOS EL PROYECTO DE SOTERRAMIENTO

Por Antonio Martínez Bermejo, portavoz del grupo municipal Popular en el Ayuntamiento de Valladolid.

Ante el abandono, por parte de Puente y su equipo, del proyecto más importante que tiene y ha tenido esta ciudad, desde el grupo municipal Popular les garantizamos que recuperaremos el Soterramiento dentro de dos años. Esperemos que Puente, con sus túneles y pasarelas, no haga imposible su realización futura. Es verdad que conociendo la habitual lentitud de gestión del gobierno tripartito que tiene el Ayuntamiento de Valladolid, para las elecciones de mayo de 2019 seguramente no se ha ejecutado ni un nuevo túnel ni pasarela en el barrio de Delicias. Si es así, nos lo pondrán un poco más fácil para recuperarlo.

Les pedimos una reflexión. Las vías no las van a soterrar, se han rendido. Puente ha mentido a los vecinos con su compromiso electoral que ahora incumple.

Lo que sí parece es que quieren construir un nuevo barrio enorme en donde ahora están los talleres de RENFE, con más de 6 edificios de 12 plantas y otros casi treinta de diferentes alturas. Si todos esos nuevos vecinos de ese lado de la vía quieren cruzar por los túneles y pasarelas al mismo tiempo que los vecinos de Delicias, el barrio más populoso de Valladolid ¿Se imaginan ustedes los atascos, tapones y problemas que esa concentración de viandantes, ciclistas, autobuses y vehículos particulares pueden formar todos los días a determinadas horas? Una verdadera locura.

Seguimos considerando que el proyecto de soterramiento en Valladolid es posible y viable como lo es en Valencia, en Granada o en las capitales del País Vasco, pero los representantes municipales no han defendido su posición ante los representantes del Ministerio de Fomento. Mientras que, en Valencia, Granada o en el País Vasco, los políticos locales han hecho del soterramiento un proyecto irrenunciable, en Valladolid Puente se ha rendido y Saravia nunca lo ha querido.

Pensamos que la “rendición de Puente” produce un triple perjuicio a la ciudad. En primer lugar, la barrera seguirá generando diferencias a un lado y otro de la vía, tanto sociales como económicas. En segundo lugar, las administraciones del Estado, de la Junta y municipal van a dejar de invertir no menos de 400 millones de euros, por lo que se pierde el empleo asociado a la inversión. Y el tercer perjuicio es que además el ayuntamiento va a tener que invertir todavía más de 75 millones de euros en túneles, pasarelas e instalaciones ferroviarias, sin que el problema de las vías quede resuelto.

Por eso, desde el grupo municipal Popular asumimos el compromiso de trabajar intensamente para recuperar dentro de dos años el gobierno de la ciudad y así, recuperar también, el proyecto más importante que tiene la ciudad de Valladolid: el Soterramiento.