EL PP MUNICIPAL CREE QUE PUENTE DEBE CONSULTAR A LOS VECINOS ANTES DE HACER NUEVOS TUNELES QUE PUEDE QUE NO QUIERA LA MAYORÍA

NOTA DE PRENSA: 

  • En nuestra opinión no tiene sentido montar un sistema de Presupuestos Participativos para pequeños proyectos y no consultar el más importante de todos. 
  • Los Populares apoyamos que se aceleren las obras de la variante ferroviaria Este y el traslado de los talleres.

Valladolid, 11 de abril de 2018. Desde el grupo municipal Popular consideramos que Puente debe consultar a todos los vecinos de Valladolid el proyecto de túneles y pasarelas antes de ejecutar nuevos túneles y gastar 75 millones de euros del “dinero de todos los vecinos”.

Los Populares valoramos positivamente la reunión de la Sociedad Valladolid Alta Velocidad de hoy en lo que se refiere a acelerar las obras de la variante Este ferroviaria así como el traslado de los talleres de RENFE a su nueva ubicación en el Páramo de San Isidro. Sin embargo, consideramos que hacer nuevos túneles puede suponer un “proceso muy costoso que no quieren la gran mayoría de los vecinos y que puede que imposibilite afrontar en el futuro otro más deseado que los túneles y pasarelas.”

Nos referimos desde el PP municipal a la realización de túneles y pasarelas distintos de los que ya están contratados para la calle Andrómeda y la Plaza Rafael Cano y que están fuera del convenio antisoterramiento recientemente firmado. Consideramos que si se demuestra que los vecinos no lo quieren, “Puente habrá enterrado a las personas por debajo del tren, 75 millones de euros salidos de los bolsos de los vecinos y también enterrará el futuro de la ciudad”. 

Los Populares consideramos una paradoja que Puente consulte a los vecinos para la realización de pequeñas obras en los Presupuestos Participativos y no quiera hacerlo para el tema más importante de la ciudad. Para el PP municipal esta actitud demuestra que Puente no es transparente (como quedo demostrado en el Pleno al haber ocultado durante 11 años sus planes de pensiones) y no es participativo pues prefiere esconderse y enterrar 75 millones de euros, antes de preguntar a los vecinos.