EL PP MUNICIPAL DENUNCIA QUE EL TRIPARTITO DE PUENTE SÓLO HA EJECUTADO 1,5 EUROS DE CADA 10 DE INVERSIONES DEL PRESUPUESTO Y PONE EN PELIGRO LA CREACIÓN DE 1.900 EMPLEOS

EL PP MUNICIPAL DENUNCIA QUE EL TRIPARTITO DE PUENTE SÓLO HA EJECUTADO 1,5 EUROS DE CADA 10 DE INVERSIONES DEL PRESUPUESTO Y PONE EN PELIGRO LA CREACIÓN DE 1.900 EMPLEOS

NOTA DE PRENSA:

  • Los Populares cremos que las inversiones peligran porque todavía no han ingresado ni un solo euro de los 21,6 millones previstos de la venta de patrimonio público del suelo.

Valladolid, 29 de julio de 2018.- Desde el grupo municipal Popular PP denunciamos los malos datos de ejecución de las inversiones municipales. El tripartito que dirige Óscar Puente a mitad del año sólo ha invertido en la ciudad 1,5 euros de cada 10 previstos, un bajísimo porcentaje que pone en peligro no solo la obra pública sino la creación de unos 1.900 empleos en el sector privado.

Los Populares constatamos, de los listados de ejecución del presupuesto publicados en julio, que del total de 68,3 millones de euros presupuestados en los Capítulos 6 (inversiones reales) y 7 (transferencias de capital) el tripartito municipal sólo ha comprometido 10,1 millones de euros, el 14,8% del total. Unos datos muy pobres a mitad de año, posiblemente los peores de toda la legislatura.

En el PP municipal consideramos que esos malos resultados “obedecen no solo a la habitual mala gestión de Puente y su equipo, sino que este año tiene un plus añadido: estando en el mes de julio todavía no han ingresado ni un solo euro de los 21,6 millones de euros de venta del patrimonio público del suelo que presupuestaron”.

Los Populares creemos que estos datos, además de ser un error grave del concejal Gato, “son una tomadura de pelo a los vecinos a los que se les prometen muchas cosas y luego no cumplen casi ninguna”. Desde el PP municipal consideramos que si el tripartito de Puente cumple las reglas de equilibrio financiero “no es por eficacia sino por pura incompetencia. Al no ejecutar las inversiones acaba dándole el dinero a los bancos para rebajar deuda y así maquillar los resultados finales de una pésima ejecución presupuestaria”.